calefaccion central logo

 

 

Instaladores de calderas estancas

En este artículo hablaremos de los instaladores de calderas estancas, sus métodos de colocación y precios. El primer paso después de comprar una caldera es su colocación en un lugar elegido de la edificación. Esta tarea no es para nada sencilla y requiere de la contratación de especialistas llamados instaladores de calderas estancas. Estos profesionales se encuentran en casi todos los países del mundo en la actualidad y son excelentes no solo para realizar la colocación del sistema de calefacción por caldera, sino que además son aptos para realizar tareas de mantenimiento que resultan siempre indispensables una vez que ya se ha completado el proceso de instalación propiamente dicho.

instaladores de calderas estancasSe recomienda la contratación de los instaladores de calderas estancas a causa de que estos trabajadores se encuentran formados en los aspectos teóricos y prácticos concernientes a todo lo referido a la instalación, puesta en funcionamiento y mantenimiento de las ya mencionadas caderas de tipo estancas. Para saber si estos requerimientos son cumplidos por los instaladores es conviene siempre solicitarles una acreditación que los autorice legalmente para realizar el proceso de colocación, de lo contrario se recomienda desistir de la contratación del personal en cuestión.

 
 

Este punto que se acaba analizar no es para nada un tema menor como pudiese resultar en una primera mirada, sino que por el contrario la instalación de un sistema de calefacción tan complejo como el de una caldera demanda el trabajo de un personal que esté capacitado a fin de evitar malos funcionamientos en el futuro producidos por una mala colocación que en un largo plazo pueden generar serios accidentes que son riesgosos para la salud de los habitantes de la edificación. Por todo estos que se acaba de mencionar, es positivo para todos contratar a los instaladores de calderas estancas solo en la medida de que presenten las acreditaciones correspondientes o que estén matriculados, es decir, reconocidos por el Estado; si estos requisitos non se cumplen al pie de la letra, es mejor seguir buscando entre todos los instaladores de calderas estancas hasta dar con los adecuados. En el mismo sentido, nunca está de más tampoco solicitar a los instaladores de calderas estancas cuáles son sus referencias inmediatas, en otras palabras, pedirles a los trabajadores toda la información referida a sus últimos trabajos realizados. Esto permite contactar a sus antiguos clientes y así saber si son recomendables y eficientes o si es mejor no contratar sus servicios ya que los anteriores clientes no lo recomiendan.

Costo de los instaladores de calderas estancas

montadores de peroles estancosUna vez que se encuentra un instalador o varios instaladores de calderas estancas debidamente preparados y con buenas referencias, lo siguiente que se suele hacer es arreglar el presupuesto o la tarifa que se va a cobrar por los servicios realizados por los trabajadores. En primer lugar conviene recalcar el hecho de que un prepuesto es un documento, similar a un contrato, en donde se contemplan dos variables básicas que son los costos de los materiales y la mano de obra que es la tarifa que estipulan los instaladores de calderas estancas por su trabajo solamente. Los materiales por supuesto no se alteran en un presupuesto porque no son fijados por el instalador, sino que por el contrario es el mercado quien establece el precio. Sobre la mano de obra podemos decir que es la variable que se incluye dentro de un presupuesto que es más subjetiva, o sea, no hay una escala fija en donde un instalador se puede apoyar con el objeto de definir cuál es el precio por su trabajo.

Esta cuestión genera que hay frecuentemente mucha diferencia entre lo que define como mano de obra un trabajador determinado y otro. Por lo tanto ¿Cómo se puede hacer para no pagar de más en relación a la mano de obra? Una manera de evitar pagar precios inflados cuando se contrata a los instaladores de calderas estancas es pedir varios presupuestos a diferentes trabajadores y así una vez con todos los presupuestos en la mano, se podrá comparar y elegir cual es el precio más bajo. Conviene en este punto destacar que no siempre es bueno realizar la contratación de un instalador que cobra una tarifa muy baja.

Ya que se corre el riesgo que esta sea baja porque el trabajador no se encuentra lo suficientemente preparado, es ahí donde consultar por referencias previas resulta muy importante. Una vez que se acepta un determinado presupuesto este debe de ser firmado por ambas partes, es decir, el cliente y el instalador, no hay que olvidar que firmar el presupuesto implica comprometerse a respetarlo, tanto en lo establecido por el trabajador como el compromiso de pagar por parte de la persona que lo contrata. De todas formas a veces es muy común que hay ligeras alternaciones, generalmente aumentos en el presupuesto, a causa de improvistos que pueden llegar a aparecer, como por ejemplo, rotura de partes de la edificación o de la caldera, necesidad de comprar más materiales etc. Es importantes que estos cambios sean poco importantes, de lo contario los instaladores de calderas estancas estarían incumpliendo lo pactado en el presupuesto.