calefaccion central logo

 

 

Instalacion de suelo radiante

Para la instalación de suelo radiante, debemos tener en cuenta unos consejos que se darán para poder comenzar con la instalación. Primero, por sus características, el cuelo radiante requiere una preparación de la obra y una perfecta coordinación entre el instalador y el aparejador. El primer paso importante es la realización de un proyecto por un técnico especializado. De este estudio depende el buen funcionamiento de la instalación de la calefacción por suelo radiante. Se debe adaptar la obra a la instalación de suelo radiante. El suelo radiante requiere de un espacio extra entre el forjado y el solado, el panel aislante y el mortero que recubre los tubos son los causantes de esta sobreelevación del suelo.

instalacion de suelo radianteLa instalación de suelo radiante necesita un total de ocho centímetros de altura extra, esto se debe tener en cuenta a la hora de realizar el proyecto de esta calefacción. Existen paneles aislantes que tienen un espero de veinte milímetros. La capa de mortero debe tener como mínimo un espesor de cuatro centímetros por encima de la tubería que vayamos a colocar. De no ser el caso, una losa de mortero demasiado fina podría originar zonas frías y calientes en el suelo como la aparición de grietas. Por encima de estos valores aumentamos considerablemente la inercia del sistema.

 
 

Los desagües que inevitablemente nos encontraremos en los baños y en la cocina no suponen ningún tipo de problema para la instalación de suelo radiante. La única precaución que se deberá tomar es rodear los tubos de desagües con una banda perimetral, para así evitar formación de puentes térmicos y evitar posibles problemas de absorción de dilataciones. Otro aspecto a tener en cuenta, es conseguir que la superficie del forjado sea lo más lisa posible sin restos de materiales ni pegotes con yeso o de hormigón. Para poder realizar estos movimientos se tendrá que tener el suelo previamente barrido. Teniendo en cuenta, dentro de nuestra instalación de suelo radiante, los paneles aislantes de poliestireno expandido pueden quebrarse si se colocan sobre superficies irregulares. Por eso, el forjado donde va colocado el panel ha de ser correctamente nivelado para evitar lo rotura de éste al pisarlo. De no ser así, se corre el riesgo de que aparezcan grietas en el suelo ya que la losa flotante no tendrá una base estable regular. La losa flotante esta echa por la capa de mortero y el pavimento. Cuando decimos “flotante” nos referimos a que la losa no forma ninguna unión rígida con las paredes que la delimitan ni con el forjado. Esto se consigue gracias a los paneles aislantes u a la banda perimetral que va colocada entre el suelo y los cerámicos verticales. La banda perimetral permite la dilatación del mortero debida a los cambios de temperatura y evita la formación de grietas en nuestro propio suelo. Por ello es que la instalación de suelo radiante se debe hacer con expertos para evitar mal funcionamiento.

Consejos para la instalación de suelo radiante

Para ya poder comenzar con la instalación de suelo radiante, primero se deben ubicar los colectores, estos se sitúan siempre a un nivel más alto que los circuitos que alimentan para así poder purgarlos, de no ser así, el aire contenido en las tuberías sería imposible de eliminar y dificultaría la circulación del agua. Se colocan colectores a una altura de setenta centímetros aproximadamente desde el forjado. De esta manera se respetan los radios de curvatura de los tubos y se garantiza la estanqueidad del adaptador para tubo de polietileno reticulado. Si la obra posee varias plantas, debe colocarse una pareja de colectores en cada una de ella intentando en la medida de lo posible ubicarlo en la parte central de dicha planta.

montaje de piso radiantePara la instalación de suelo radiante, se reduce la longitud necesaria del tubo para conectar los circuitos con los colectores. El lugar donde se sitúa el colector debe ser accesible para manipular los órganos de control incorporados en los colectores. Lo más frecuente es instalar el colector en los armarios o en el hueco de la escalera, donde quedan más disimulados y no molesten. Siguiendo con la instalación de suelo radiante, debemos colocar la banda perimetral en todo el perímetro del lugar usando los tabiques como apoyo hasta que se coloquen los paneles aislantes.

Se deben rodear con una banda perimetral las columnas (si es que hay). Así como también tuberías de desagüe, escaleras. Una vez instalada la banda perimetral, para seguir con la instalación de suelo radiante, se debe colocar los paneles aislantes. La colocación de los paneles radiantes tienen pasos a seguir, como: medir el ancho del suelo; preparar un rollo cortando tramos según la medida anterior; la banda perimetral se fijara a las paredes y seguidamente te instalaran los tramos precortados.

Siguiendo con la instalación de suelo radiante tenemos que hacer la distribución de los tubos. Para enlazar los circuitos de las distintas dependencias con los colectores, es conveniente pasar los tubos por los pasillos así también se verán calefaccionadas. Es indispensable respetar un orden para distribuir el recorrido de los circuitos hacia las dependencias con el fin de evitar que se crucen los tubos. Para tener una instalación de suelo radiante los tubos que pasen por la pared o por tabiques deben estar protegidos por una funda de tubería corrugada. Para terminar con una instalación de suelo radiante segura y que nos de garantía de funcionalidad, se debe realizar una prueba de presión del suelo radiante y luego realizar una puesta en marcha para ya tener instalado en nuestra casa un sistema de calefacción en perfecto estado y que nos garantice el calor. Podemos decir entonces que, la instalación de suelo radiante es una tarea complicada pero no imposible, ya que con la información adecuada lo podemos hacer sin mayores problemas.