calefaccion central logo

 

 

Tipos de estufas

Los fabricantes de sistemas de calefacción en la actualidad, se preocupan por ofrecer a sus clientes la mayor gama de productos posibles, y por esta razón buscan diseñar y producir distintos tipos de estufas. La intencionalidad de esta estrategia no es solo la que se acaba de mencionar, es decir, ofrecer alternativas para los clientes, sino que también la finalidad es conquistar a la mayor cantidad de clientes posibles ampliando la cantidad de modelos ofrecidos, ya que como es sabido, cuanta mayor amplitud de productos se ofrecen, más clientes estarán dispuestos a adquirirlos. Es por ello que las empresas fabricantes en su instalación piensan en distintos tipos de estufas que posean precios diferentes y también prestaciones distintas para cada necesidad del mercado.

tipos de estufasSe sabe que existen clientes que buscan estufas pequeñas para departamentos, mientras que existen otros que prefieren o necesitan adquirir una estufa de mayor tamaño y rendimiento; las empresas conocen a la perfección esta cuestión y por eso se encargan de diseñar un tipo de estufa para cada necesidad particular del cliente. En el mismo sentido, ofrecer diferentes tipos de estufas también implica claro está ofrecer alternativas en cuenta a precios y así poder controlar los segmentos más gastadores y más demandantes del mercado.

Como así también poder dominar segmentos del mercado que no están dispuestos a gastar grandes sumas de dinero en un dispositivo de calefacción como los que estamos analizando. En resumen, hoy en día en el mercado internacional y en los diversos mercados nacionales, los fabricantes producen distintos tipos de estufas con precios y funcionamientos diferentes que se pueden adaptar muy fácilmente a cada necesidad del cliente o potencial comprador. ¿Cuáles son los tipos de estufas que se pueden encontrar en el mercado en la actualidad? Con los avances de la tecnología y el descubierto y desarrollo de nuevos formas de calefaccionar una edificación, se ha podido idear una gran variedad o tipos de estufas distintas que poseen claramente rendimientos diferentes y son recomendadas cada una de ellas para una situación en particular.

 
 

El tamaño es uno de los primeros elementos diferenciadores dentro del mercado de estufas, dado que las dimensiones que posea una estufa nos estarán informando sobre cuáles son los rendimientos y el consumo de dicho sistema de calefacción. Fácilmente se pueden hallar en el mercado estufas del mismo tipo de tamaño pequeño ideales para edificaciones o ambientes que no sean muy espaciosos, estufas de tamaño medio para lugares más amplios y también las grandes unidades especialmente pensadas y fabricadas para se instaladas en construcciones abiertas o espaciosas en donde se requiere de una estufa con alto poder de calefacción. Por ello es que existen tantos tipos de estufas diferentes en el mercado.

Características de los diferentes tipos de estufas

modelos de estufasPero más allá de esto, la principal diferencia entre los distintos tipos de estufas está dada por el combustible que la alimenta, ya que no es lo mismo una estufa a gas que otra que emplea queroseno para poder funcionar, sino que por el contrario todo el diseño será completamente diferente. Hay varios tipos de combustibles hoy en día el más común es el gas en sus diferentes variantes, ya sea propano o natural, a causa de su excelente rendimiento en caos cualquier tipo de contexto y construcción. Este tipo de estufas, a veces llamadas calefactores, tienen forma cuadrada y plana y en la gran mayoría de los casos están instaladas en la pared ya que deben recibir la contante alimentación de gas proveniente del exterior vía caños especialmente diseñados para cumplir con dicha función. Vale destacar que estos tipos de estufas a gas tienen rendimientos superlativos pero a la mis vez son contaminantes, por lo tanto se recomienda su instalación en edificaciones o ambientes que posean muy buena ventilación y así poder evitar intoxicaciones generadas por el famoso monóxido de carbono que es potencialmente mortal si no se toman los recaudos adecuados.

El costo de las estufas a gas en cuanto a lo estrictamente económico depende del modelo de que se trate pero más allá de esto podemos afirmar sin equivocarnos, que poseen un precio ligeramente superior al que tienen otros tipos de estufas alimentadas por otros combustibles, sumado al hecho de que a este costo inicial que debe afrontar el cliente se le suma otro referido al uso diario de la estufa, dado que el gas posee una tarifa mensual o bimestral que debe ser abonada para poder recibir el combustible.

Otros de los tipos de estufas que se pueden hallar son las denominadas estufas alógenas.

Este tipo de sistema de calefacción se basa en el empleo de la electricidad como combustible o energía que le brinda sustentos a la estufa. Se fabrican en diferentes modelos y en diferentes diseños según cada fabricante y además son pensadas para ser fácilmente movibles, dado que no están sujetas a la pared como las estufas a gas y son fabricadas en materiales muy livianos. Por último, uno de los tipos de estufas más utilizados en los últimos años son las que funcionan a gasoil o queroseno, pero tienen rendimientos no tan buenos y su uso conlleva varios riesgos. Podemos decir entonces que, si vamos a adquirir alguno de los diferentes tipos de estufas lo más recomendable es asesorarse bien para sacar luego una conclusión favorable para nuestro hogar.